Parques temáticos abandonados, pueblos fantasma, almas perdidas y otros planes para pasar verdadero miedo en Barcelona.

Si has sobrevivido a Insidious o El ciempiés humano, entonces no te importará descubrir algunos de los lugares que dan más miedo en Barcelona y alrededores. ¿Tienes lo que hay que tener?

Número 34 de la Rambla de Catalunya

A diez minutos de La Rambla se encuentra uno de los edificios barceloneses que más juego han dado en el cine. Se trata del Edificio Cedimatexsa o Casa Argelich, un inmueble de 1896 tan misterioso que ha sido escenario de más de 40 películas. La que sacó su lado más macabro fue REC, que resaltó las malrollera escultura de la fachada.

miedo en barcelona
El edificio donde se rodó Rec.

 

Parador Nacional de Cardona

Cardona es un municipio del Bages conocido por albergar su castillo medieval, una de las minas de sal más impresionantes de Europa… y un parador que da escalofríos. Concretamente, en la habitación 712. Cerrada al público, quien duerme ahí asegura escuchar grifos abriéndose y ver fantasmas. El recinto incluye la Torre Minyona, donde en el siglo XI encerraron a una joven cristiana por enamorarse de un musulmán. La muchacha murió de pena y desde entonces, su espíritu vaga por ahí. Hay un programa de Cuarto Milenio que habla de estos hechos paranormales.

miedo en barcelona
Parador Nacional de Cardona.
Casino de la Rabassada

En Sant Cugat del Vallés se encuentran los restos de un casino que, a principios del siglo XX, vació los bolsillos más abultados de Barcelona. Este símbolo de la expansión económica del momento contaba con todos los lujos, hasta con un parque de atracciones. Contaba con una sala de ruleta que, según las malas lenguas, tenía una habitación del suicidio insonorizada  para aquellas personas desesperadas que lo habían perdido todo. En 1912 la Dictadura de Primo de Rivera prohibió el juego y el casino se arruinó. Su último uso fue como cuartel general y paredón durante la Guerra Civil. Hoy solo quedan ruinas.

miedo en barcelona
Ruinas del Casino de La Rabassada.

 

Aquàtic Paradís

En la década de los noventa Sitges estrenaba un parque acuático que pretendía convertirse en el Isla Fantasía de la zona. El sueño solo duró dos veranos, ya que tuvo que cerrar por falta de fondos y patrocinadores. Hoy, es territorio de skaters que utilizan los destartalados toboganes para practicar y graffiteros que no dejan ni una superficie libre de su arte.

miedo en barcelona
Los restos del Aquatic Paradís | Fuente: Ruta 33.

 

La Mussara

La Mussara es un pueblo de Tarragona que lleva 61 años abandonado. Nadie sabe muy bien qué pasó para que se vaciara. Algunos lo atribuyen a un brote de filoxera, un parásito que destruyó las viñas o, simplemente, la progresiva migración de la población a las ciudades para buscar más oportunidades. Cerca de la Mussara está la Villa de Sis, que dicen que es una puerta a otra dimensión

miedo en barcelona
Ruinas de la Mussara, en Tarragona.

 

Si te fascina la parte oscura y macabra de la historia de Barcelona (que haberla, hayla), no puedes perderte esta Ruta teatralizada por las zonas más terroríficas de la ciudad. Un recorrido por las «condenadas» Ramblas y las calles malditas del Barrio Gótico.